Suelo ser muy escéptico con estas cosas, pero al parecer el vídeo es real y no se trata de un montaje como atestigua ACI Prensa y así lo documenta. No hay que creerse cualquier cosa que circula por las redes, pero tampoco pensar sistemáticamente que todo el falso.

Hay que tener criterio para discernir, aunque lógicamente nunca podremos tener la certeza completa, si he puesto el vídeo es por al margen de la anécdota nos podemos elevar a una realidad superior. Desde el momento de la fecundación hay una nueva vida humana y por lo tanto el aborto es un abominable crimen, donde se mata a una persona indefensa.

La madre del bebé, Jen Cardinal, afirma que ella acudió a una ecografía rutinaria. El médico se sorprendió al encontrarse al bebé dando palmas. Tras informar a los padres, estos empezaron a cantar la conocida tonadilla para niños “If You’re Happy and You Know it Clap Your Hands” (Si eres feliz y lo sabes, aplaude) y el bebé por momentos parecía seguirles el ritmo.

El hecho anécdotico y hasta divertido refleja una realidad mucho más profunda. No se trata de un conjunto de células como dijo una ministra indocumentada sino de una persona con capacidad de sentir. Es un hecho impepinable que tira por tierra cualquier intento de justificar el aborto.

Para la madre “es una sin duda un recuerdo inolvidable que le emocionó profundamente. ¿Qué madre viendo al niño dando palmas de alegría sería capaz de abortar?