La ONG noruega Plan Internacional generó controversia mundial al grabar un polémico vídeo de una supuesta ceremonia de bodas entre una niña de 12 años y un hombre de 37. El polémico spot pretendía concienciar a la opinión pública contra la lacra de los matrimonios infantiles. La niña en el altar acaba diciendo que NO y abandona la Iglesia.