Bella oración de agradecimiento a María de San Alfonso de Ligorio

¡Oh Reina Soberana, Madre del amor santo!. Ya que sois la más amable y de Dios la más amada de todas las criaturas, permitid que os ame también este pecador, aunque el más ingrato y despreciable de todos los pecadores, el cual viéndose por gracia vuestra libre de los tormentos eternos y colmado de favores sin ningún merecimiento suyo, ha colocado en Vos toda su esperanza. Os amo, Señora y quisiera exceder en el amor a los Santos que más os amaron. Quisiera daros a conocer a todos los que no tienen noticia de Vos cuan digna sois de ser amada para que todos a una os amasen y bendijesen. Y si fuera necesario tendría por fortuna grande dar la vida en defensa de vuestra virginidad, de vuestra prerrogativa de Madre de Dios o del misterio de vuestra Concepción Inmaculada.

Extraído del libro “Las Glorias de María” de San Alfonso María de Ligorio.