Recordemos las palabras de Mons. Fisichella en 2015 en relación al perdón de la Iglesia a las personas que han cometido el horrible crimen del aborto.