Francisco ha hecho de la ayuda concreta a los pobres uno de los ejes de su pontificado. El pasado jueves, el Pontífice inauguró en el Vaticano un centro, instalado bajo la columnata de Bernini, que acogerá día y noche a las personas que duermen normalmente en los soportales de la Vía de la Conciliación, adyacente a la plaza de San Pedro.

“Agradezco a los médicos y enfermeros que han prestado servicio estos días en el Presidio Médico de la Plaza de San Pedro. Agradezco todas las iniciativas en favor de la gente que sufre, de los más necesitados. Esto debe dar testimonio de la asistencia a los hermanos y hermanas que no debe faltar nunca”, ha agregado.

También te puede interesar...

Artículo anterior¿Por qué la Iglesia polaca ignora al Papa Francisco?
Artículo siguienteJesús se aparece a su Madre
Hispanidad Católica
Redacción de Hispanidad Católica