Los actos de Cristofobia desgraciadamente no cesan en ninguna parte del mundo, desde los países tradicionalmente perseguidos como en Oriente Medio por ejemplo a países tradicionalmente católicos como Argentina, que empiezan a sufrir oleadas de anticlericalismo y odio a la fe.

El prelado de Goya (Argentina), Mons. Adolfo Canecín, exortó a sus fieles a reparar el gran ultraje cometido contra Nuestro Señor, presente en el sagrario en un robo sacrílego del mismos en la capilla erigida en honor a María Inmaculada.

Unos vándalos robaron varios utensilios destrozaron los ventanales y robaron el Sagrario a toda prisa sin tener ningún cuidado en las formas consagradas que cayeron al suelo.

El purpurado de Goya aclaró que se puede reparar estos actos sacrílegos de varias maneras, asistiendo devotamente a la  Santa Misa, haciendo la visita al Santísimo, una hora santa o cualquier otro acto de amor a la Eucaristía, las procesiones son un buen ejemplo de ello.

El Obispo animó a rezar por los asaltadores para que el Señor toque su corazón y se arrepientan profundamente de lo hecho.

“Solicito que recen por estos hermanos, los bendigan y encomienden al Señor y ofrézcanles el perdón de parte de Dios, de parte de Jesús, de parte de la Iglesia y de cada uno de ustedes”, agregó el Prelado.

Esta es la segunda vez que atacan la capilla Inmaculada Concepción. Anteriormente, robaron otra garrafa, una cocina portátil, platos, vasos, un horno eléctrico, entre otros objetos.