No importa si le vas a los Kansas Chiefs o a San Francisco, este domingo cuando se disputa el Super Bowl 2020, el evento deportivo de futbol americano más esperado del año, deberías conocer a Harrison Butker, el jugador que ha hablado abiertamente sobre su fe católica y lo importante que es para él asistir a Misa.

Butker tiene 24 años. Nació en Decatur, Georgia, está casado con Isabelle Butker y tiene un hijo de apenas un año llamado James Augustine. Es uno de los cinco pateadores mejor pagados en la NFL, los Chiefs lo firmaron en septiembre de 2017 y por sus habilidades se convirtió en su pateador titular.

Este año, el New York Post lo incluyó en su lista de las 54 figuras más interesantes del Super Bowl 2020. De él aseguran que “ha proporcionado una de las piernas más confiables desde que entró en la NFL, logrando el 89.7 por ciento de sus goles de campo con un largo de 56”.