Lo que Cristo dijo hace 2000 años, lo científicos lo descubren ahora. Alabado sea el nombre de Dios.

No se pierdan el impresionante de Cuarto Milenio, realmente espeluznante.