Si la pandemia del coronavirus no era suficiente, ahora la NASA ha revelado que un meteorito de entre 1,8 y 4 kilómetros de diámetro se acercará a la Tierra a fecha de 29 abril del 2020

El objeto bautizado como ‘52768 (1998 OR2)’ fue descubierto por la NASA en 1998 y fue catalogado como “suficientemente grande para causar efectos globales si impacta contra la Tierra”.

Sin embargo, pese a su gran tamaño y peligrosidad, la agencia espacial señaló que el meteorito no representa un riesgo para la Tierra ya que la distancia mínima a la que pasará el objeto será dieciséis veces mayor que la que separa a nuestro planeta de la Luna.

LO QUE HEMOS DE PENSAR COMO CATÓLICOS RESPECTO A ESTA NOTICIA:

Muchos grupos amantes de las predicciones apocalípticas y las profecías, ya empiezan a ver en él otro signo del final de los tiempos.

Nosotros como Católicos, no debemos de estar pendientes de tantas predicciones fatalistas que se hacen, pues nadie sabe el día ni la hora del final de los tiempos. Debemos mantenernos en oración y permanecer siempre atentos, pero con la cordura suficiente para no dejarnos llevar por el miedo y el caos.

Sabemos por las profecías de los Santos y por la palabra de Dios que el final de los tiempos va a llegar algún día y con ello el fin del mundo, y que habrá grandes señales que así nos lo harán ver, pero no podemos estar relacionándolo todo con el final de los tiempos, pues nos volveríamos locos. El Católico debe permanecer en la coherencia y no dejarse llevar por las predicciones catastróficas que se suelen ver en las redes sociales y otros grupos fanáticos.

Sea como sea, oremos para que todo vaya bien, la crisis del coronavirus termine, y este meteorito pase de largo sin más complicaciones.