La artista confesó en un vídeo su razón: ”La razón por la que abandoné mi iglesia es porque no los aceptaban (refiriéndose a sus amigos homosexuales). Los enviaban a terapia de conversión y tuve un momento realmente difícil con eso”.

Más tarde añadió: ”Así que creo que ahora si me dices que tengo permitido rediseñar mi relación con Dios cuando sea adulta y hacer que se sienta más aceptable para mí, me haría sentir menos apagada por la espiritualidad”.

Hailey Baldwin, muy creyente y practicante junto a su esposo Justin Bieber, (que son con las personas que hablaba), la alentó de la siguiente manera acerca de su “viaje” hacia Dios: “No es tu viaje y el de otras 10 personas. Es solo tuyo. Es entre tú y Él”.

Reflexión final a esta noticia para Miley Cyrus;

No sabemos que clase de cristianismo conoció, pero la Iglesia Católica no rechaza a las personas homosexuales.

Catecismo de la Iglesia Católica: Las personas homosexuales deben ser acogidos con respeto, compasión y delicadeza. Se evitará, respecto a ellos, todo signo de discriminación injusta. Estas personas están llamadas a realizar la voluntad de Dios en su vida, y, si son cristianas, a unir al sacrificio de la cruz del Señor las dificultades que pueden encontrar a causa de su condición.

Es una buena noticia que Miley esté de nuevo interesada en buscar a Dios, oremos por ella para que pronto pueda conocer el verdadero Cristianismo que se encuentra en la Iglesia Católica.

Sabemos que Miley tiene muchas cosas en contra de la Iglesia Católica, y pensamientos muy distintos, no obstante, siempre es bueno que una persona comience a reflexionar de nuevo. No todos nacemos aprendidos, muchos grandes Santos de la Iglesia fueron grandes pecadores antes de llegar a su conversión a edades tardías. Hemos de celebrar cualquier acercamiento de las personas a Dios, aunque por ahora sigan encontrándose muy lejos y tengamos opiniones muy distintas a ellas.

También te puede interesar...

Artículo anteriorLa broma que San Felipe Neri hizo a su amigo
Artículo siguiente«Vendrán las Pruebas» Mensaje Profético de Medjugorje