Entre los sacramentales figuran en primer lugar las bendiciones (de personas, de la mesa, de objetos, de lugares). Toda bendición es alabanza de Dios y oración para obtener sus dones. En Cristo, los cristianos son bendecidos por Dios Padre “con toda clase de bendiciones espirituales.

También te puede interesar...

Artículo anteriorEl Plan de la Virgen María para sacarnos de la Tribulación
Artículo siguienteExorcista Fortea la pandemia del coronavirus a la luz del 4º jinete del Apocalipsis