Uno de los tres funerales multitudinario de George Floyd sin distanciamiento de seguridad

La arbitrariedad del confinamiento y de las desescaladas son las mismas en todas partes del planeta. Mientras no permiten funerales familiares, las autoridades permiten manifestaciones multitudinarias por George Floyd, de los antifas y demás grupos de Black Lives Matter.

En España, cientos de personas pudieron asistir al funeral del comunista Julio Anguita sin que ningún agente del orden lo impidiera, mientras las familias no podían enterrar a sus seres queridos con más de 3 asistentes.

Más allá de no basarse en ningún informe científico ni tener justificación sanitaria, estas medidas atentan a libertad de culto y la dignidad de las personas.

Nos alegramos que, en EEUU, sacerdotes y rabinos se hayan unido para denunciar a las autoridades demócratas.

 

Fuente: Freepik

Por Jennie Taer

“Dos sacerdotes católicos y tres congregantes judíos ortodoxos están demandando al gobernador Andrew Cuomo, la fiscal general Letitia James y el alcalde Bill de Blasio por permitir que miles de manifestantes salgan a las calles en las semanas posteriores a la muerte de George Floyd, al tiempo que prohíben las reuniones religiosas.

Los demandantes alegan que el estado y los líderes locales violaron sus “derechos al libre ejercicio de la religión, la libertad de expresión, la reunión y la asociación expresiva, y el debido proceso, bajo las Primeras y Decimocuarta Enmiendas a la Constitución de los Estados Unidos”. Además, los demandantes acusan al gobernador Cuomo de actuar contra la ley del estado de Nueva York y la Constitución del Estado de Nueva York”.

El consejero especial de la Sociedad Thomas More, Christopher Ferrara, quien representa a los demandantes, dijo en una declaración la semana pasada que las órdenes de encierro del Estado y el plan de reapertura escalonada “discriminan claramente a las casas de culto”.

Continuó: “Están basados ilegalmente en estudios arbitrarios y pseudocientíficos. El gobernador y sus agentes, junto con el alcalde de la ciudad de Nueva York, han empleado favoritismo y plataformas políticas contra personas de fe”.

Señaló que, además del carácter inconstitucional y discriminatorio de las órdenes del gobernador Cuomo, y de la aplicación de las mismas por parte del Fiscal General James y el Alcalde de Blasio, la “llamada ciencia” es irracional. “¿Por qué una gran reunión de adoración se considera más peligrosa que una protesta masiva, llena de personas gritando y agitando los brazos cerca unas de otras?”

El discurso del alcalde Bill de Blasio en el funeral de George Floyd en Brooklyn fue recibido con abucheos y burlas, a pesar de las peticiones de los organizadores para que la multitud no lo hiciera.

La demanda señala varios ejemplos clave del cierre forzado “selectivamente” del gobierno. El 4 de junio, el alcalde de Blasio asistió a un evento conmemorativo con miles de personas en la plaza Cadman de la ciudad para presentar sus respetos a George Floyd. Pero, pocos días después, el Departamento de Policía de Nueva York fue visto escoltando a madres y niños judíos para obligarles a salir de un parque en Williamsburg (Brooklyn) por violar las reglas de “distanciamiento social”.”

La arbitrariedad del confinamiento y de las desescaladas son las mismas en todas partes.